Granada espera a UCAM Murcia CB en la Copa del Rey

El UCAM Murcia Club Baloncesto, con su triunfo por 88-86 ante el Lenovo Tenerife, ha conseguido su clasificación para la Copa del Rey por primera vez teniendo en cuenta méritos deportivos tras 37 años de historia y 26 después de disputar el torneo en 1996 entonces como anfitrión.

El conjunto dirigido por Sito Alonso, que ocupa el quinto puesto de la Liga Endesa con un bagaje de diez victorias y seis derrotas, ha certificado una clasificación que hasta hoy era virtual y que ya ha consumado de forma matemática a falta de una jornada para que concluya la primera vuelta del campeonato liguero.

Los universitarios estarán en la cita copera a celebrar del 17 al 20 de febrero en Granada y su objetivo de cara al partido del miércoles en la cancha del Casademont Zaragoza es el de lograr otro triunfo que podría permitirle ser cabeza de serie y, con ello, evitar un cruce con el Real Madrid y el Barça en cuartos de final.

Sito Alonso recuperaba para el partido al alma y a la energía del equipo, al capitán del barco universitario, al gran Sadiel Rojas tras varias semanas alejado de las pistas por una lesión de rodilla. El UCAM Murcia, con Taylor-Davis-Czerapowicz, Webb y Lima- arrancaba de dulce, con una defensa individual magnífica y un control del rebote perfecto. Webb (7) iniciaba el partido como una moto, sumando de todos los colores y posiciones para colocar las primeras ventajas del partido (7-3). Su verticalidad, junto al gran trabajo de Davis y el talento de Taylor, obligaban a Vidorreta a detener el juego después del vendaval murciano (12-3). El base norteamericano, en modo MVP, y Davis, robándole la cartera a Marcelinho, levantaban al público de sus asientos con el 18-6 en el luminoso. Los canarios, con un gran Sasu Salin (6) y los centímetros de Fran Guerra, reaccionaban para rebajar la renta y poner fin al cuarto por debajo de los diez puntos (23-15).

Las tres faltas personales a Tomás Bellas, varias de ellas cuestionables, truncaban los planes de un Sito Alonso que se veía obligado a sacar al MVP Isaiah Taylor de nuevo a pista al comienzo del segundo cuarto. Los visitantes, con el poderío interior de Shermadini y el acierto de Todorovic, viejo conocido de la afición murciana, bajaban las diferencias hasta solo un punto tras 4 minutos de juego (25-24). Los universitarios no se amedrentaban ante el empuje canario y sacaban el carácter de Radovic y Taylor (8) para seguir por delante en el encuentro (31-27). La reacción se transmitía al resto de jugadores, especialmente a un Davis muy vertical y a un Augusto César Lima imperial en la zona, que volvían a revolucionar el encuentro a poco de dos minutos para el descanso. Wiltjer (9), con un talento descomunal, y Todorovic (11), enchufado desde el perímetro, aparecían en los últimos compases del primer tiempo para maquillar la ventaja y colocar el 42-37 al término de los primeros 20′.

El paso por vestuarios sentaba magníficamente a los pupilos de Sito Alonso, que arrancaban el tercer periodo con un 5-0 de parcial liderado, una vez más, por las dos ‘balas murcianas’ Isaiah Taylor y Jordan Davis. No obstante, los canarios, haciendo uso de la pólvora exterior, respondía con tres triples seguidos de Wiltjer (12), Salin (9) y Fitipaldo para colocar el 49-46. El partido entraba en unos minutos de locura, con rápidas transiciones y muchos errores en ambos conjuntos, con Taylor (13), Davis (14) y Wiltjer (14) como principales protagonistas. Sin embargo, el UCAM Murcia empezaba a divertirse y a sacar partido del descontrol, forzando a Vidorreta a pedir tiempo muerto (55-48). Kyle Wiltjer seguía a lo suyo, anotando de todas las formas posibles y manteniendo en partido a un Lenovo muy errático en el control del balón (13 pérdidas). No obstante, la intensidad defensiva de los murcianos empezaba a marcar las diferencias (63-52) y a desquiciar a un Huertas muy descafeinado (-5 valoración). Webb (16), de tres como su nombre, emergía en los últimos minutos para elevar la renta hasta el +10 al término del tercer periodo (66-56).

A pesar de su errático partido, la clase y la experiencia de Marcelinho Huertas entraba en escena y muestra de ello era el inicio del último periodo. 5 puntos seguidos del brasileño para volver a meter a Lenovo Tenerife en faena. Sin embargo, no era el único inspirado. McFadden, desaparecido los primeros 30′, se enganchaba al encuentro con tres triples seguidos y una asistencia a Lima para llevar la ventaja hasta el +14 (77-63) y generar una caldera en el Palacio de los Deportes. Salin (12), desde el 6.75, y Todorovic, con un 3+1, encabezaban la reacción de los isleños a 5 minutos para la conclusión en el mejor momento de los universitarios (79-71). No obstante, Lima y Radovic sabían de qué iba esto y tiraban de galones para bajar los humos visitantes y colocar el 86-77 a minuto y medio para el final. La resistencia canaria, siempre presente, no tiraba la toalla y con un excelso Huertas (17) se acercaba hasta los 5 puntos. Pero el poder y las ganas de hacer historia de los murcianos se imponían a todo tipo de complicaciones y, con dos grandes defensas, los universitarios cerraban la décima victoria de la temporada y la clasificación para la Copa del Rey (88-86). Hito histórico para el UCAM que se clasifica para la Copa del Rey por primera vez en su historia. Webb, 16 puntos, 9 rebotes y 24 de valoración, Taylor, 15 puntos, Lima, 8 puntos, 8 rebotes y 20 de valoración, y Jordan Davis, 16 puntos, los mejores del cuadro local.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.