Un gol de Elady da vida al FC Cartagena ante el Real Madrid Castilla (3-1)

Un gol de Elady Zorrilla en el minuto 86 de partido mantiene vivo al FC Cartagena en su eliminatoria ante el Real Madrid Castilla. El equipo de Gustavo Munúa se ha visto sorprendido por el filial blanco en un partido el que al descanso los locales ganaban 3-0 y parecía que todo podría quedar solventado en la tarde de este sábado.

El panorama se puso aún más negro cuando en el minuto 75 Moisés veía la segunda cartulina amarilla y tomaba el camino del vestuario. A partir de ese momento el conjunto blanquinegro tomó el mando del partido acercándose con peligro a la portería de Luca Zidane. El paso de los minutos peso mucho para los locales que, a pesar de estar en inferioridad, se estaban viendo superados y a falta de cuatro minutos Elady logró el gol que deja abierta una puerta a la esperanza para seguir luchando por el ascenso a Segunda División.

Pronto llegaron las malas noticias para los albinegros con la lesión de Jesús Álvaro en una jugada en la que el colegiado pudo señalar penalti. Desde ese momento, el filial madridista se hizo con el control del partido y empezó a crear peligro, especialmente por la banda derecha con De Frutos.

Gracias al empuje de los locales comenzaron a llegar los goles para el equipo blanco. Dani Gómez (en dos ocasiones) y Cristo batieron a Joao Costa antes del minuto 35 del partido, poniendo el encuentro muy difícil para los intereses cartageneristas. Los de Munúa intentaron reaccionar antes del descanso pero los centrocampistas no conseguían enlazar con Elady y Aketxe. Con el tres a cero se llegó al final de los primeros cuarenta y cinco minutos en Valdebebas. 

El descanso le vino bien a los albinegros, que igualaron el choque en cuanto a juego y lograron parar los ataques del filial madridista. Los albinegros buscaban recortar distancias y meterse en la eliminatoria pero los locales no renunciaban a marcar un cuarto gol que sentenciaría todo. 

Sin embargo, las malas noticias seguían llegando para los visitantes. Moisés veía la segunda tarjeta amarilla y dejaba a su equipo con diez a falta de un cuarto de hora para el final. Lejos de bajar los brazos, los de Munúa siguieron luchando, alentados por los cerca de 500 aficionados  cartageneros que se desplazaron hasta Madird y que no dejaron de apoyar en ningún momento. 

A falta de cinco minutos para el final llegó el tanto para la esperanza. Santi Jara recoge un pase de Moyita y su disparo lo despeja el guardameta local. El rechace lo recoge Elady, quien empuja a la red el tanto que daba vida a los cartageneros

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *